Merienda con Santiago Otero

Gran tarde con mi querido amigo Santi Otero, con el que comparto mucho y bueno, desde Arvo Pärt hasta los camperos del Valdi, pasando por tener el corazón en un puño con el reciente cierre permanente de nuestro querido Onda Pasadena Jazz, donde, entre otros conciertos inolvidables, se desparramaba la también desaparecida Orquesta de Miguel Pérez. No podemos borrar las huellas del pasado como el mar borra nuestro caminar en cualquiera de nuestras playas. Me entristece. Eso no es ser una sociedad moderna y plural.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s